Buscar

Historia del Club

HISTORIA DE NUESTRO CLUB
 
El balonmano en España nace, formalmente, con la creación de la Federación Española de Balonmano en 1941.

Años 50
En Alicante, en los años cuarenta del pasado siglo, contaba con El Trabuco como equipo mas destacado.

A comienzos de la década de los años cincuenta del siglo xx, en concreto, en la temporada 1950-51, el Colegio de los HH. Maristas de Alicante, ya practica el balonmano a “once”, modalidad inicial de este deporte. En la prensa alicantina aparece una crónica periodística de los encuentros celebrados en el campo de La Viña y de la participación del Colegio Marista en la, entonces, denominada Copa Presidente.

En la temporada 1951-52,ya en la modalidad de "a siete" o “en sala”, el equipo juvenil del Colegio se proclama Subcampeón provincial. Ese mismo año, 1952, el diario Información publica la noticia de un partido Internacional en categoría juvenil en las instalaciones del Colegio Marista de Alicante, en el que participo el equipo alemán de la Acción Católica de Dusserdolf. El periódico recoge una instantánea del equipo teutón.

En esos primeros años del balonmano en España y en Alicante, Maristas es pionero en la práctica de este deporte, manteniéndose en la primera línea provincial. La Federación Provincial estaba presidida por D. Antonio Valls, que fuera posteriormente y durante muchos años, profesor de Educación Física en el colegio.

En la temporada 1957-58 jugadores juveniles de Maristas consiguen clasificarse para disputar las finales del Campeonato de España, que se llevaron a cabo en Zaragoza. Se cumplen ahora, cincuenta años de aquella gesta deportiva.

Nace en el año 1958 la División de Honor del balonmano a siete. EL equipo alicantino del OBRAS DEL PUERTO figura entre los fundadores de la División de Honor del Balonmano español, presidido por D. Andrés Muñoz Díaz, antiguo alumno marista del Colegio de los Madrazos de Madrid y luego padre y abuelo de alumnos maristas y ya entonces, alicantino de adopción y corazón.
Cabe destacar que algún jugador de aquellos juveniles de Maristas que disputaron las finales del Campeonato de España, como Arturo Lizón, jugó, posteriormente, en la División de Honor, máxima categoría del Balonmano español, en aquella época, en las filas del Obras del Puerto.

Años 60
Hasta la temporada 1961-62 el balonmano se mantiene vivo en el Colegio, apareciendo en los medios informativos diversas noticias relacionadas con los equipos de las distintas categorías, como una del año 1962, en la que se elogia la cantera de Maristas al realizar la crónica de un triunfo del equipo Alevín en la cancha del Colegio Salesiano.

En la siguiente temporada, 1962-63, desaparecen las noticias sobre balonmano en el Colegio Marista de Alicante.

Años 70
Tras un “parón”, donde el baloncesto, hockey sobre patines y voleibol, priman en el colegio, a comienzos del año 1971, participa en la liga juvenil un equipo como filial del OBRAS DEL PUERTO, cuya integridad estaba compuesta por alumnos del Colegio y que se denominó “COU-PUERTO”.  Era el año de la inauguración del “piso” de COU y primero mixto con alumnas del Colegio SANTA TERESA. Ese mismo año dos alumnos de aquel COU y jugadores del citado equipo juvenil, Cesar Miñano y Andrés Muñoz, ponen en marcha un equipo alevín, que entrenaba en una parte del "patio de arriba" dos veces por semana y competía en escolares todos los sábados, siempre con la presencia y colaboración del Colegio y de sus responsables de deportes, en aquellos años los Hermanos Felicísimo y Antón.

Poco después, Cesar Miñano y Andrés Muñoz entrenan al único equipo cadete que tuvo, a lo largo de su dilatada historia, el equipo portuario, y en el que se integraron varios jugadores de Maristas, como los hermanos Gras o Julián Bernabéu, alcanzando el Subcampeonato del Trofeo Federación, cuya final se disputó en la inolvidable cancha del puerto. Al mismo tiempo el balonmano en el Colegio continúa creciendo y disponiendo de equipos , hasta completar todas las categorías, desde alevín hasta juvenil.

En la segunda mitad de la década de los setenta, equipos de las categorías inferiores del C.B. Calpisa, entonces, el primer equipo de España, entrenan y disputan partidos en el campo del Colegio.

Años 80
En la temporada 1980-81, el Calpisa , que había ganado en la anterior, la Recopa de Europa, disputa un partido de exhibición en el Colegio, que se llenó para tal acontecimiento.

En la temporada 1983-84, el equipo juvenil del colegio juega la final provincial “a cuatro” con los prestigiosos equipos de Agustinos, Inmaculada y Centro Excursionista de Elda. Al final de esa misma temporada nace el primer equipo SENIOR siendo entrenador Andrés Muñoz y delegado Juan Carlos Ortuño. El equipo se proclama Campeón del Trofeo Federación.

Fueron momentos entrañables, y siempre con la inestimable presencia del Hermano Felicísimo, que como él mismo decía, fue portero de balonmano en sus años “mozos”.

En la temporada 1985-86 el equipo senior consigue el ascenso a la Segunda División Nacional, colocándose entre los mejores equipos de la Provincia y de la Comunidad Valenciana. Durante las siguientes temporadas el balonmano en el colegio se consolida y va creciendo en numero de alumnos que lo practican, así como en las personas que colaboran en el centro.

Años 90
En la temporada 1992-93 se produce un hito histórico para el balonmano y para el deporte en el Colegio Marista de Alicante, ya que el equipo senior, consigue el ascenso a la Primera División Nacional, en aquel momento la segunda categoría del balonmano en España, siendo entrenador José Ramón Urios. Aquel equipo de leyenda con jugadores como Joaquín Chumo, Paco Conejero o Paco Bas, aún hoy involucrados en el balonmano colegial, marcó un momento de éxito deportivo después de muchos años y de la entrega de muchas personas. Tras el descenso, de nuevo a la Segunda División Nacional , en la temporada 1995-96, en la fase de ascenso celebrada en San Cugat, el equipo esta a punto de retornar a la Primera División.

La temporada siguiente, 1996- 1997, después de frustrarse un nuevo intento de ascenso directo en un sector jugado en tierras andaluzas, el equipo debe enfrentarse al del Elche que militaba en Primera, en la fase de promoción. Maristas vence en los dos partidos y consigue así el retorno a la Primera División Nacional. El entrenador de aquel nuevo triunfo deportivo fue Javier Cabanas, antiguo alumno marista de León, padre de alumnos del colegio, exjugador de Calpisa, Barcelona y Teka de Santander, así como numerosas veces internacional y, posterior entrenador del Altea y Portland San Antonio de Pamplona de la liga Asobal. En aquel equipo, también mítico, estaban jugadores como Víctor Lebrero, que repetía ascenso, al igual que, Iván Capelo, o Enrique López “Quique”.

Aquella misma temporada tuvo lugar el mayor éxito deportivo alcanzado por el deporte base del colegio, en general, y del balonmano en particular. El equipo infantil de la mano de Daniel Manteca, exjugador del Colegio y profesor del mismo, se proclama Subcampeón de España en la fase final celebrada en Valladolid. En la temporada siguiente, de nuevo se logra acceder a las finales nacionales de la misma categoría, celebradas en Cartagena, siendo quintos de España.

En la temporada 1998-99, el equipo cadete del colegio llega a jugar una fase de sector del Campeonato de España, celebrada en Extremadura. Fueron años de continuos éxitos deportivos tras una larga siembra, de Pabellón “a reventar”, de retransmisiones televisivas y de mucho entusiasmo.
 
Años 2000
En las siguientes temporadas la estructura de base del balonmano se mantiene en todas sus categorías, si bien el equipo senior desciende, sucesivamente a la Segunda División Nacional y posteriormente a Primera Categoría Provincial( Actual Primera Autonómica) donde la Temporada 2006-07, se proclama Campeón de la mano de su entrenador Juan Carlos Mirete, exjugador del colegio en la década de los ochenta, jugando la fase de ascenso, que se escapa en el último partido, fuera de casa y por un solo gol.

En la actualidad el Equipo Senior continúa en los primeros puestos de la Primera División Autonómica, Grupo Sur y todas las temporadas intenta alcanzar el ascenso de categoría.
A lo largo de estos años, muchas han sido las personas que han colaborado en el balonmano en Maristas; quepa destacar a sus últimos presidentes, Jose Antonio Serrano, Iván Capelo y Vicente Antón, actual Presidente y con una vinculación de mas de veinticinco años en el Colegio.

Uno de los deportes más unidos con la Institución Marista es, sin lugar a dudas, el del Balonmano. Colegios como los de Cartagena, Málaga, Pamplona, Zaragoza, entre otros, han fomentado este deporte con gran éxito. Caso especial es el de León , donde desde el impulso y entrega del Hermano Tomás, se ha creado un gran club, que hoy está con el nombre de ADEMAR entre los primeros del concierto balonmanístico nacional e internacional.

Y también podemos decir, que el Colegio Marista de Alicante tiene su pequeña historia, sus éxitos deportivos y por encima de todo humanos, con el acompañamiento permanente y cercano del Hermano Feli, de toda la Institución Marista y el de tantos que se han esforzado a lo largo de los años por el Colegio, por sus alumnos, por el deporte y por el balonmano. Todos están, sin lugar a dudas, en el recuerdo con el corazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu comentario.



1907 - 2007


Centenario HH. Maristas en Alicante